Hablemos de disciplina

 

 

Uno de los problemas habituales que suelen surgir en la etapa de aprendizaje de los traders es el no ser disciplinados, algo que a la mayoría les sucede y cuesta corregir. Inconscientemente la palabra disciplina, per se, genera rechazo, pues se suele asociar a creencias limitantes sobre ella, y por supuesto, si tenemos un mal concepto sobre lo que significa disciplina, nos va a resultar extremadamente complicado practicarla.

Al margen de lo que diga la real Academia Española, y de las tantas definiciones, conceptos, imágenes, significados y metáforas que puedan existir alrededor del concepto disciplina, lo más importante es saber para qué sirve; qué función tiene. En este sentido, diremos que la disciplina es aquélla capacidad que ayuda a realizar alguna acción o acciones que NO nos gustan para obtener un beneficio en un determinado plazo.  Así de simple y complejo a la vez.

La disciplina es necesaria para alcanzar objetivos o metas, por lo que no debemos circunscribirla a castigo, dictadura, colegio, o limitación a la creatividad o a la posibilidad de ser auténtico. La disciplina es necesaria, porque cuando la motivación falla, actúa la disciplina. Y la disciplina es un elemento esencial para el mundo del trading, ya que hay que ceñirse al trading plan de forma férrea e inflexible, y eso requiere disciplina.

No debes preocuparte si no eres una persona disciplinada, si rechazas la disciplina o te pierdes en el intento de encontrarla. Existen infinitas técnicas y herramientas para aprender a incorporarla en tu día a día, y eso te servirá como caldo de cultivo para crear un hábito en trading. No lo olvides: el trading que practiques debe ser, al fin y al cabo, una rutina.

Una vez hecha la formación teórica en mercados financieros, el alumno dispone de normas y reglas para aplicar en su operativa, pero lo cierto – y a la vez triste- es que las prisas de querer operar en real y las urgencias por no perderse oportunidades de hacerse rico, provocan que uno se olvide de esas normas y reglas. En DEMO, el alumno se justifica diciendo que “total, esto en real no lo haría… lo hago porque sé que esto no es dinero de verdad“. Pero lo cierto es, bajo mi experiencia, que en REAL el alumno lo hace igual o incluso peor.

Lo importante, llegados a este punto, es que estas cuestiones se solucionan con esfuerzo, dedicación, compromiso y trabajo en serio. Esto, que de bien seguro implica disciplina, es sin lugar a dudas la mejor incorporación que uno puede hacer a su cartera de inversión.

 

Cristina Bartés

Chief Operating Officer

Aston Dealers®

Aston Dealers®

Una firma referente en formación financiera continuada en presencial y online que se diferencia por ser la única que ofrece en su plan de estudios Coberturas de Inversión desde 2014.

Deja un comentario

¡Síguenos en nuestras Redes Sociales! Y no te pierdas ninguna novedad

Club del Trader

Club del Trader

Formación continua sobre los
Mercados Financieros

Vídeo de la semana

Ebook

4 Programas Formativos: bolsa, criptos, negocios y metaverso.

-25% Dto + Entradas FCB + Entradas Music Festival