El oro mira hacia los 1300 $ la onza

¿Se acuerdan de la primavera / verano de 2018? Entonces, las tendencias alcistas en los major index de Estados Unidos estaban en plena fortaleza tanto en el corto, medio y largo plazo. El S&P500 ganaba en gran parte debido a la banca y la energía USA, el Dow Jones se correlacionaba con Standard & Poors – la guerra comercial no existía – y el NASDAQ tecnológico disfrutaba de su primer año (2017) como el índice norteamericano más rentable gracias a las subidas imparables de la cartera de acciones FAANG.

Esta situación, acompañada de una volatilidad todavía controlada, aunque con algún repunte violento en febrero, era plenamente de lo que denominamos mínima aversión al riesgo y, por lo tanto, el valor refugio por excelencia, el oro, entró en un lateral para iniciar una larga tendencia bajista que quebró la MA de 100 primero y la MA de 200 después para situarse en mínimos de 1160 $ la onza. Una cotización inédita desde septiembre de 2015.

Gráfico diario ORO.

2019 La situación ha cambiado. Distribución en índices USA y aversión al riesgo

Muchos meses más tarde, nos encontramos con una situación muy diferente. La caída del Barril que afecta a las empresas cotizadas del S&P500, la indecisión en el dólar con el consiguiente castigo para la banca norteamericana y la incertidumbre sobre la guerra comercial con China, hacen que los majors index continúen con la distribución de las tendencias y, como es habitual en estas circunstancias de mercado, la volatilidad del VIX y otros indicadores muestran el poder de los bajistas; ahora que las recompras de acciones también han bajado como consecuencia, en parte, del temor a una recesión de la economía mundial ante el parón de la eurozona y la bajada de demanda de China.

Esta situación, la contraria a la primavera verano del pasado año, es la que reflejan los gráficos del oro. El metal amarillo, ahora en una situación de aversión al riesgo e interés por el valor refugio, está iniciando el camino de vuelta hacia los 1300 $ onza. Esta cotización coincide con la resistencia formada por la MA de 200 sesiones entre mayo y junio de 2018; justo antes de que el 15 de junio de 2018 la cotización del metal precioso cerrase en 1280 $ la onza, dando inicio a la tendencia bajista de la que escribíamos al inicio.

Gráfico diario Oro con Fibonacci.

El S&P 500 y el Dólar deciden

En el entorno de los 1294 $ onza, el oro podría reforzar su tendencia alcista. En semana está activado un suelo redondeado que implica la MA de 200 y Fibonacci también ratifica el análisis y la zona de trading (tienen más información sobre este indicador en el artículo “¿Por qué funciona Fibonacci en bolsa?”) . No obstante, esta ruptura alcista esperada – especialmente para los que no estén todavía en el activo – no estará exenta de volatilidad debido a que tanto el dólar como el S&P500 (guarda correlación negativa con la onza de oro) están presentando sesiones alternas de subidas y bajadas (perdiendo el soporte y recuperándolo a la siguiente sesión y viceversa). Por lo tanto, como siempre, paciencia.

Gráfico semanal Oro. Suelo redondeado activado.

El S&P500 tiene la palabra

Por mucho que cambien los mercados y las preferencias de los inversores y traders, el índice S&P500 norteamericano sigue siendo el benchmark o referencia mundial de los mercados. “Es el mercado”.

Decimos que tiene la palabra porque durante esta semana volátil de Navidad, en la que hemos tenido una especie de montaña rusa en los mercados, el S&P500 ha conseguido guardar el soporte de los 2500 puntos. Este número redondo, importante como saben en la operativa de índices – pueden consultar a este respecto nuestro artículo “¿Qué son los mercados financieros?” – es la manera que el índice tiene de hablar al mercado. Si lo mantiene, querrá decir que, a pesar de encontrarnos en plena distribución de la tendencia alcista récord, el mercado sostiene que la economía se encuentra todavía dentro de la llamada parte madura del ciclo y que la recesión se encuentra lejos. Por el contrario, una pérdida de este soporte (2500 puntos), según los patrones de comportamiento de los inversores, vendría a decirnos que el ciclo de crecimiento mundial toca a su fin y, además, todavía no se ha despejado la duda respecto a la guerra comercial de EEUU con China.

Gráfico S&P500 Semanal. Observamos cómo van perdiéndose los soportes, en una situación típica de distribución de tendencia.

La volatilidad y los rebotes pueden seguir durante el trimestre

Debido a la incertidumbre de los mercados respecto a las relaciones China – EEUU, ambas potencias se han dado tres meses para negociar, por ello, y debido a las noticias y rumores que se van filtrando, vamos a tener jornadas de subidas y bajadas en las que podremos tener buenas operaciones diarias si estamos pendientes del VIX o índice de volatilidad del S&P500.

Durante estas semanas es probable entonces, que veamos al índice USA transitar en los 2500 puntos sin afianzarlos ni perderlos del todo. Aunque, no se pueden descartar noticias, tanto buenas como malas – relacionadas con China y el cierre del gobierno – que den un vuelco a la situación. Estamos en un nuevo año, pero la incertidumbre permanece.

Gráfico S&P500 Mensual.

Como pueden ver en el gráfico de largo plazo, la situación se presenta bajista. El nuevo año mantiene, de momento, a la cotización alejada del soporte del canal doblado; que viene a coincidir con el entorno de los 2500 puntos. Esta situación puede todavía revertir si el VIX toma un sesgo bajista. Pero, de momento, y desde el punto de vista del análisis técnico, vemos un H-C-H en el MACD y en cuanto al ADX, que registra la fortaleza de la tendencia (en este caso del largo plazo), vemos como las líneas –DI, contraria a la tendencia alcista del largo plazo, está cerca de cruzar la +DI.

El verdadero peligro bajista, lo centramos en el entorno de los 2380 puntos. Aquí se vería implicada la MA de 200 semanas y podría desparecer por el momento cualquier atisbo de sesgo alcista en el índice.

Cinco grandes activos en zona de trading

Todos los activos recomendables de cara a la semana que viene se hallan en zona de trading o congestión. Si repasamos los gráficos de cierre semanal y mensual del S&P500, Dax, oro, dólar y eurodólar, comprobaremos que en la mayoría aparecen implicadas medias importantes tanto de 20, 100 y 200 semanas. Por lo tanto, con prudencia y paciencia, a pesar de la volatilidad de este peor mes de diciembre en 30 años, podemos conseguir antes de navidad nuestro propio rally y engordar la cuenta de trading antes de las fiestas.

El dólar vuelve a mandar

Como siempre. Pero esta vez cambiando su direccionalidad – de sesgo alcista a bajista – y quizás rompiendo a la baja su rango. Debido a que la noticia de subida de tipos estaba descontada por los mercados, como escribimos en el artículo “¿Seguirán subiendo los tipos de interés?”, ahora las manos fuertes interpretan que el dólar no va a subir en breve según palabras de Powel y a tenor de las noticias macro del mercado que presentan baja inflación, mercado inmobiliario USA desacelerado y pleno empleo.

Gráfico semanal índice dólar.

De cara al cierre de semana, en el dólar nos aparece una resistencia quebrada por parte de la MA de 14 semanas y una lectura bajista y con recorrido en el oscilador estocástico.

Eurodólar. Correlación contraria con índice dólar

Como es lógico y habitual, en el eurodólar encontramos la situación contraria – alcista – con implicación de medias móviles de 14, 100 y 200 semanas. Si en cierre de viernes consigue romper la Resistencia MA 14 activaría el escenario alcista descrito en el gráfico.

Gráfico semanal eurodólar.

El Dax podría encontrar soporte hoy

El Dax podría consolidar el soporte de 10500 Puntos; este hay que buscarlo en el gráfico de largo plazo (mensual) que, además termina con la directriz alcista de largo plazo. Por lo tanto, tenemos al selectivo alemán cerrando una etapa de distribución. No obstante, podría bajar más porque a medida que el estocástico entra en sobre venta el ADX – medidor de tendencias – se consolida cerca de los 30 puntos.

Gráfico mensual. Dax.

El oro alcista. Siguen las correlaciones

Como consecuencia de las correlaciones inversas entre dos activos que se consideran valor refugio, el oro ha roto alcista ante el recorte del dólar hacia la parte más baja de su rango, la situación es claramente alcista para este cierre de semana.

Gráfico Oro. Semanal.

Pero, como siempre hay que tener paciencia hasta que se active – si lo hace – el patrón alcista de suelo redondeado que podría acabar con las resistencias MA 100 y 200 respectivamente.

El S&P500 sigue con la distribución

Por lo tanto, como afirmaba el maestro Charles Dow, seguirán alternándose las sesiones alcistas con las bajistas con repuntes y recortes de volatilidad. Por lo tanto, atentos a los futuros del índice por la mañana – para comprobar su sesgo – y, especialmente a la evolución del VIX. Podríamos tener buenas operaciones diarias. Muy difícil swing trading.

Gráfico S&P500 Mensual. ¿Dónde se consolidará el soporte?

Si no hubiese consolidación en 2420 puntos, la cotización se acercaría peligrosamente a la MA 200 semanas (2380 puntos). Para ello, el canal bajista debería doblarse una tercera vez como lo ha hecho en el gráfico semanal.

¿Seguirán subiendo los tipos de interés?

Ayer vivimos de nuevo una jornada en que la FED volvió a subir tipos de interés tal y como estaba previsto. Sin embargo, muchos traders se quedaron con las ganas de operar en largo en el dólar y cortos en EURUSD. Sabemos que, en circunstancias normales del mercado, cuando se produce una subida de tipos, se aprecia la divisa protagonista; en este caso el Dólar. Pero no fue así porque, de nuevo, la noticia estaba más que descontada del mercado y las manos fuertes, según los recuentos que se publican, decidieron mantenerse neutrales y no entrar en el mercado.

Tan sólo los sistemas automáticos aparecieron a las 20’00 h – hora española – en el mercado dejando una enorme vela bajista en el S&P500, que ayer tenía “programada” (si tenemos en cuenta como subieron los futuros durante la mañana y bajó el VIX) una sesión de rebote.

Gráfico S&P500 15 minutos. Se puede apreciar la caída ante la confirmación de la subida de tipos por parte de la FED.

Pasada la subida, ahora los mercados financieros se concentran en interpretar a J. Powell – Gobernador de la FED – asumiendo que durante el primer trimestre del próximo año no se subirán tipos de interés. Por ello, las operaciones se están concentrando en la parte baja del rango de la divisa USA a la espera de que en enero las consecuencias de la retirada de liquidez por parte del BCE, surja efecto y, como escribimos en el artículo “Soporte y resistencia factor de inversión”, los soportes y resistencias de ambos instrumentos (índice dólar y eurodólar) cambien la direccionalidad del trading en forex de divisas fuertes.

Hasta entonces, seguirá la volatilidad; aunque no debemos olvidar que, mientras se mueven o no los soportes y resistencias de medio plazo, las correlaciones, nos dejan también posibilidades de operaciones en largo en el Oro.

Soporte y resistencia de largo plazo

El soporte y resistencia del par EURUSD, el más líquido del mundo, está en boca de todos los analistas que tratan de vislumbrar que pasará en los mercados en el próximo 2019. Hacía mucho tiempo que no había tanta incertidumbre al finalizar y empezar un nuevo año bursátil. Pero entre todas las noticias que no se han confirmado y que siguen pendientes (Brexit, subida de tipos USA, Guerra comercial) al final sí que hay consenso sobre el soporte y resistencia del eurodólar a largo plazo que, según parece, están comprometidos y podrían moverse de forma ostensible.

En lo que no hay acuerdo es en la dirección, pero, teniendo en cuenta la correlación negativa entre el mencionado par de divisas – pueden leer más sobre este mercado en nuestro artículo: «Forex. El mercado de divisas” – y el índice dólar y que el soporte y resistencia de éste marca el momentum del par EURUSD no hay duda de que este escenario va a ser protagonista de una gran parte de los trades del 2019.

Gráfico semanal del Índice Dólar. El rango trazado entre soporte y resistencia, marca en los últimos meses, el ritmo de subidas y bajadas del Euro frente a la Divisa norteamericana.

Datos a favor de que se mueva el soporte y resistencia del EURUSD  a medio y largo plazo

El más importante sin duda se debe a que por fin el BCE ha anunciado que para el 2019 acabará la llamada política expansiva monetaria (es decir, comprar Bonos europeos dando liquidez extra al mercado) con lo que, a partir de este mismo mes de diciembre se detraerán euros del mercado y, según la ley de oferta y demanda que todos conocemos, el Euro, tenderá a apreciarse comprometiendo quizás el soporte y resistencia del EURUSD y, también dada la correlación, del índice Dólar.

Otro dato a favor del movimiento esperado en el soporte y resistencia del par EURUSD, pasa por que la FED mueva los tipos de interés el próximo 19 de diciembre. Hasta la pasada semana se descontaba del mercado la subida, hoy el consenso sigue siendo mayoritario al alza pero, al mismo tiempo los analistas empiezan a dudar de que estas se mantengan para inicios del 2019. De ser así, que las subidas de tipos USA se ralenticen, en circunstancias normales de mercado veríamos moverse el soporte y resistencia del EURUSD a favor de un rally alcista que podría llevarlo al entorno de 1.16.

Análisis técnico soporte y resistencia EURUSD

El soporte del par EURUSD se encuentra en su gráfico semanal o de medio plazo está claramente situado en la MA de 200 semanas desde hace aproximadamente dos meses.

Gráfico semanal EURUSD. Soporte MA 200 semanas. Lectura alcista de estocástico y RSI.

En el caso de una apreciación del par a favor del Euro, el primer objetivo alcista del par EURUSD serían los 1.1450 que coincide con la MA de 14 semanas. Mientras qué para el largo plazo, y dándose un escenario de franca apreciación del Euro frente al Dólar llegaríamos a los 1.1614.

Soporte y resistencia de largo plazo

Como se puede apreciar en el gráfico, la mejor noticia para los alcistas en el par nos la proporciona el oscilador estocástico y el RSI que presentan recorrido alcista en el largo plazo. Además, podemos observar cómo tras el doji lápida de noviembre, la vela del presente mes debería ser la de la confirmación del periodo anterior. Una vez subidos los tipos en USA y a tenor de lo que ocurra en las primeras semanas de enero podremos ver si se confirma el sesgo alcista o sigue la indefinición de los últimos meses.

El petróleo busca encontrar su rango

Tras meses de tendencia bajista y, posteriormente, rebotes alcistas en función de noticias y rumores sobre la OPEP, parece que el Barril de Brent de referencia está consolidando un rango a partir del cual podríamos operar en los próximos meses; siempre y cuando la situación geopolítica no vuelve a dispararse como hace semanas con motivo del corte de producción por el que abogaba Arabia Saudí.

Chart diario Barril de Brent.

A pesar de que, como se puede comprobar en la lectura de MACD (tienen más información sobre este oscilador en el artículo: “MACD. El oscilador todoterreno”), el rango presenta un sesgo alcista y es amplio. Consideramos que la vela bajista del 20 de noviembre pasado es la que marca el rango en el que operar en diario con el fin de poder ajustar tanto SL como coberturas. La primera prueba de fuego para el Barril de Brent y este rango se producirá a partir del martes / miércoles con la publicación de las reservas semanales de crudo.

Por el momento, se confirma que la demanda internacional de petróleo irá a la baja durante el 2019, debido principalmente a la contracción de la economía en la eurozona y China.

Chart semanal Barril de Brent.

El gráfico semanal de Brent, el más importante para esta commoditie dado que es donde impacta la noticia de reservas semanales, presenta un rango mucho más ampliado con sesgo bajista – según lectura de MACD – y, además con momentum. A medida que la noticia de martes / miércoles impacte esperamos que el rango se estabilice más.

Así pues, en semana se nos presentan dos resistencias muy importantes porque vienen dadas por el mercado (MA’s de 100 y 200 semanas) y no sólo por la observación. Además, la vela que marca este amplio rango del medio plazo corresponde al mes de octubre cuando la tendencia bajista registró su máxima potencia rompiendo la MA de 200 semanas. Por el momento, y sin conocer todavía el sesgo que tomarán las reservas, se presenta mucha presión bajista en el medio plazo para, en principio, ir testar de nuevo el soporte por debajo de los 60 $ Barril.

Hay que esperar noticias y acontecimientos

De momento toca esperar porque el estocástico en diario, donde tenemos también un patrón de isla de inversión, presenta un compás de espera en el que sería peligroso entrar más allá de alguna operación de corta duración y con TP no excesivamente ambicioso. 

Chart diario Barril de Brent.

Respecto a las previsiones de los analistas, la encuesta de Reuters aproxima una subida para 2019 de 74 $ Barril y la OPEP maneja una caída de demanda entorno a más de 1 millón de barriles diarios. No obstante, no hay un consenso claro. Dadas las circunstancias de incertidumbre política y geopolítica quizás haya que esperar al primer trimestre del próximo año para ver algo en claro en la evolución del precio del Barril a medio plazo.

Semana de incertidumbre y poca liquidez

Así podría resumirse la situación de los mercados durante esta semana previa a Navidad, dónde deberíamos estar hablando, como es tradicional en la bolsa, de si habrá o no Rally de Navidad; es decir si se cumplirá una de las estacionalidades típicas de los mercados financieros; tienen más información sobre este concepto en el artículo “¿Qué son los mercados financieros?”.

La falta de noticias en la cuestión del Brexit, la inseguridad en la llamada guerra comercial entre China Y EEUU y la incertidumbre sobre si van a seguir o no la subida de tipos por parte de la FED, protagonizan las sesiones de esta semana y las de la semana que viene. En general, lo recomendable es olvidarse por el momento del swing trading y mantener operaciones no más allá de horizontes temporales de una hora.

Índices USA y Europa: S&P500 y DAX

Por parte de la referencia de mercado, S&P500, ha consolidado un nuevo soporte en los 2600 puntos, que, dada la volatilidad que existe, podría ser atacado en la próxima semana o, por el contrario, consolidarse en 2650. Por el momento, el entorno de los 2600 nos coincide con el soporte de MA de 100 Semanas. Aunque, a falta de la sesión de hoy viernes, el MACD no presenta una lectura muy prometedora para los alcistas.

Chart S&P500 Semanal.

El DAX alemán, continua con el patrón bajista – falta de liquidez – de isla de inversión en el gráfico diario. Son ya tres las que ha consolidado sin poder cerrar los huecos. Por lo tanto, de cumplirse el patrón como las semanas anteriores, no descartamos otro rally bajista en el selectivo alemán para la semana que viene. Aunque la volatilidad de mercado del DAX lleva tres sesiones consecutivas a la baja, dada la situación de incertidumbre en Europa, podría remontar en cualquier momento.

Chart DAX Semanal.

Chart DAX Diario. Patrón bajista de isla de inversión.

Dólar y Eurodólar. Correlación y subida de tipos

El 19 de diciembre, la FED decidirá si sube los tipos al 2’50% – el consenso de mercado dice sí en un 80% – de ser así, a medida que avance la semana nos vamos a encontrar con volatilidad en la correlación EURUSD / DÓLAR INDEX. No obstante, si se repite el patrón de otras subidas recientes, nos descartamos que el dólar inicie un sesgo bajista durante la primera mitad de la semana, para rebotar y apreciarse con la confirmación de la subida. Por lo tanto, este par puede darnos buenas operaciones siempre y cuando las mantengamos en un horizonte temporal manejable para la volatilidad de mercado que existe.

España: IBEX y Repsol / Inditex. Una de cal y otra de arena

El IBEX español sigue una correlación bajista clara con el DAX alemán. Si bien no presenta las islas de inversión a las que hacíamos referencia, sí que tiene en diario un patrón de doble techo activado que puede hacerle perder los 8.800 puntos. El debate sobre la nueva ley hipotecaria en España – que afecta a la banca española – está poniendo mayor presión bajista si cabe en el índice español. No obstante, técnicamente se defiende mejor que el DAX.

Chart IBEX Diario. Patrón doble techo.

En cuanto a las noticias de empresas cotizadas, esta semana el protagonismo ha sido para REPSOL e INDITEX. La petrolera española, que entra en el negocio de la electricidad, ha conseguido un upgrade – mejora de calidad crediticia – mientras que ITX, sufrió una pérdida del 4% como consecuencia de la presentación de resultados.

A Wall Street no le gusta Inditex

Es un hecho desde hace casi un año, que las recomendaciones de las manos fuertes respecto a este valor español son como mucho de mantener y muchas de infra ponderar; es decir, que recomiendan otros retails con más presencia en el comercio electrónico.

Hace meses que ITX tuvo que anunciar un plan estratégico para el 2019, según el cual todos los artículos de todas las marcas que agrupa Inditex, podrían adquirirse en la red a través de plataformas de comercio electrónico. El mercado, y en especial los analistas del sector retail valoraron muy negativamente como un gigante del comercio como Zara y otras marcas asociadas siguieran apostando por un modelo considerado anticuado, basado en grandes superficies físicas de gran tamaño y situadas en grandes ciudades europeas y españolas. A esta situación, se ha añadido negativamente el efecto de divisa de una multinacional que tiene que lidiar con el spread o diferencial entre los tipos USA y eurozona (tienen más información sobre divisas y forex en el artículo “Forex. El mercado de divisas”).

Los resultados de Inditex no fueron malos, pero se quedaron por debajo de sus expectativas

El miércoles 12 de diciembre ITX presentó resultados, no puede decirse que, fuesen mejor de lo esperado, pero sí se registró una subida de ventas por encima del 4%, que no se vio recompensada por que el efecto de divisa lastró a la compañía otro 4%. Pero lo más importante en estos casos, teniendo en cuenta que la compañía tiene por delante la campaña de Navidad y Rebajas, es que hay margen de crecimiento para el 2019. En este año, la versión electrónica debe mejorar la imagen de la compañía frente a la totalidad de analistas que apuestan por el comercio electrónico. Esa va a ser la clave que haga que el valor mejore o siga perdiendo valor en el mercado y atractivo entre los analistas.

Chart ITX Diario. La caída fue de un 4%

Tras esta situación técnica, analistas de mercado como “independent research”, recomiendan mantener la acción y dan un precio objetivo de 27 Euros; que coincide con la MA de 200 sesiones que el valor ha perdido como consecuencia de la bajada por presentación de resultados.

Chart ITX Semanal. Objetivos a medio plazo para el valor.

En el medio plazo, Inditex técnicamente, para conseguir su objetivo de 27 Euros por acción, tiene que escalar hacia la resistencia de la MA de 50 sesiones. Si consigue el objetivo, se activaría un doble suelo (patrón alcista) que podría llevar al valor de nuevo a sus máximos de octubre de 2018, con un precio – ya para el largo plazo – de 29 Euros por acción.

VISA Vs. AMZN y APPLE, sigue la correlación

Cuando entramos en otra de las semanas de las llamadas decisivas para la bolsa europea por la cuestión repetida del BREXIT, y en Estados Unidos seguimos pendientes de la volatilidad y los soportes en los major index, tienen más información sobre estos índices en el artículo “¿Qué son los índices bursátiles?”, conviene centrarse en activos que no estén tan correlacionados con la actualidad y las noticias de impacto, y a la vez, puedan proporcionarnos buenas oportunidades de trading.

Visa y el comercio electrónico

Entre las acciones que más se correlacionan de forma positiva con el comercio electrónico está Visa. Se trata además de una correlación de mercado directa y comprensible, como las que nos encontramos entre AMZN y papeleras, o acciones de automoción y empresas de auto partes. Todo el comercio electrónico pasa por visa, también su competencia Mastercard,  además, V cuenta con muchas otras fuentes de ingresos además del comercio electrónico; tenemos millones de transacciones efectuadas con el dinero de plástico. Otra de las ventajas de esta acción, que tiene un negocio con altas barreras de entrada (es difícil que aparezcan más competidores) es que, a través de instituciones internacionales, se están llevando a cabo campañas de retirada de efectivo de países emergentes como India en los que se fomentan las tarjetas de débito.

Pero además de Amazon, nos encontramos también con la misma correlación para el caso de V y AAPL.

Chart semanal. Correlación Apple – velas – y Visa – línea continua –

Se puede observar en el gráfico, que la correlación es a favor de Visa. Esta acción tiene un soporte más elevado; cuando cae, lo hace en menor medida que la tecnológica.

Para el caso de Amazon, la inversión en visa nos permite una cotización con menos volatilidad y con una trend alcista más pausada, pero también más segura que la de la acción FAANG.

Chart semanal. Correlación Amazon– velas – y Visa – línea continua –

Las correlaciones son peligrosas en una cartera

Las correlaciones en trading nos permiten ganar más asumiendo más riesgos, si doblamos la posición, pero también cubrir y diversificar la operación si nos centramos en dos activos que se relacionan negativamente (cuando uno es alcista el contrario es bajista). Con los derivados financieros, podemos cambiar la direccionalidad rápidamente o incluso mantenernos bajistas y alcistas a favor de volatilidad con coberturas a base de órdenes buy / sell limit. Pero si usted está invertido en una cartera de acciones con un horizonte más de inversor que trader, las correlaciones impiden la diversificación de su cartera y, entonces, lo que se correlaciona son las pérdidas.

Por ello, antes de operar en base a dichas correlaciones, piense en sus expectativas y horizonte temporal. Para el caso que exponemos – correlación AMZN / AAPL con Visa – también puede invertir directamente en la compañía de crédito a un precio más bajo que si lo hiciese en las FAANG, con menos volatilidad y soportes más altos. Si se encuentra cómodo con dichas expectativas también puede ir reinvirtiendo ganancias de V, por ejemplo, con ventas parciales, comprando con descuento, en un momento de mercado favorable para los compradores de acciones, AAPL y/o AMZN.

Las velas japonesas Heikin Ashi

Las velas japonesas Heikin Ashi, representan una solución a la volatilidad de mercado más volátil y sin sesgo claro, que se suele definir como ruido; y como el ruido en el mercado no sirve más que para molestar y alejarnos de la tendencia, las velas japonesas Heikin Ashi consiguen eliminarlo despejando el camino del trading. Como sabemos una de las grandes ventajas de las velas japonesas es que en su representación contemplan todas las incidencias del precio en el periodo en el que estemos operando (pueden leer más sobre velas japonesas en el artículo “Estrategia de inversión con velas japonesas”) desde el máximo al mínimo y en especial las cotizaciones intermedias que forman la mecha, presentando la presión bajista o alcista que tiene el cotizado.

Velas japonesas Heikin Ashi. Las mechas, volatilidad o presión alcista / bajista, se suavizan pero no desaparecen, respecto a las velas normales.

Cuando estas mechas pertenecen a horizontes temporales de diario, semanal o mensual, tienen importancia y significado en el precio, por que dicha mecha puede significar días ( en el caso de una vela semanal) o incluso semanas ( cuando estamos ante un chart mensual) pero si nos encontramos ante una operación de perfil scalper rodeados de sistemas automáticos, que operan contra los traders y no a favor de mercado, la volatilidad no nos va a servir para comprobar si la tendencia se consolida o no. Entonces, las velas japonesas Heikin Ashi, harán su trabajo suavizando el ruido y dejándonos a la vista la volatilidad – verdadera – de mercado.

La fórmula de las velas japonesas Heikin Ashi

Se trata de una fórmula aritmética sencilla destinada a promediar la serie temporal de precios:

Apertura = (apertura de la barra previa + cierre de la barra previa) /2

Cierre = (apertura + máximo + mínimo + cierre) /4

Máximo = valor máximo, apertura o cierre del periodo actual.

Mínimo = valor mínimo, apertura o cierre del periodo actual.

La primera vela japonesa será normal y la que inicia la serie de velas japonesas promediadas, parecido al sistema utilizado en los sumatorios de las medias móviles.

Comparativa entre velas japonesas y velas japonesas Heikin Ashi.

Visualmente, el aspecto de la tendencia queda reforzada; las mechas, que representan la volatilidad de mercado permanecen, pero aquellas que son producto del ruido (volatilidad sin sesgo definido producidas, por ejemplo, por sistemas de trading de alta frecuencia) desaparecen o quedan suavizadas.

Velas japonesas Heikin Ashi en todos los horizontes temporales

Aunque es cierto que encontrarán muchos artículos y vídeos dedicados a las velas japonesas promediadas en el marco de operaciones scalping y horizontes temporales cortos, la verdad es que este sistema de velas japonesas Heikin Ashi se puede utilizar en todos los mercados y para todos los perfiles de trading. Lo necesario, como siempre es operar en demo durante un tiempo para comprobar si el hecho de cambiar de unas velas a otras nos exige algún cambio en nuestra estrategia. Por ejemplo, en lo concerniente a las medias móviles.

Si opera en horizontes temporales cortos, ya utilizará medias móviles exponenciales por que se adaptan mejor a la volatilidad; en este caso los precios más recientes del sumatorio tienen más peso y la media se mueve más rápido. Pero si ahora incorpora velas japonesas Heikin Ashi, quizás sea buena idea utilizar una media móvil que, en lugar de estar configurada con precios de cierre, lo esté a base de promedios de apertura, cierre, máximo y mínimo del periodo, de forma similar a los parámetros de las velas japonesas Heikin Ashi.

Ebook

4 Programas Formativos: bolsa, criptos, negocios y metaverso.

-25% Dto + Entradas FCB + Entradas Music Festival